Adiós al eterno 10

“Este es un día de mierda”, esa fue una de las frases que utilizó Sebastián Vignolo en el programa ESPN F90 tras confirmar la noticia que hoy entristece al mundo del fútbol: el fallecimiento de un crack, de un jugador que para muchos fue y será siempre el mejor de la historia, de un futbolista que se volvió héroe en una ciudad por lo que hizo en una cancha de fútbol vistiendo los colores de su equipo, de un tipo que con el balón siempre hizo lo que quiso.

El 25 de noviembre de 2020 siempre será recordado en el mundo del fútbol por el fallecimiento de Diego Armando Maradona. El campeón del mundial de México 1986 sufrió un paro cardíaco sobre las doce de la tarde, hora de Argentina, que desafortunadamente acabó con su vida.

Maradona en la cima del mundo. Foto: loprincipal.com

“Es uno de los días más tristes de la historia del fútbol. El balón se ha quedado huérfano. Lloran las porterías, los asientos de los estadios y hasta las piernas que segaron sus tobillos incapaces de frenarle. La iglesia maradoniana canoniza a su divinidad. Hoy todos los céspedes del mundo deberían teñirse de negro”, señala Besoccer.

Maradona en su partido de despedida en la Bombonera comentó que “el fútbol es el deporte más lindo y más sano del mundo, eso no le quepa la menor duda a nadie. Porque se equivoque uno, no tiene que pagar el fútbol. Yo me equivoqué y pagué. Pero… la pelota no, la pelota no se mancha”.

Maradona en México 1986. Foto: Todo Providencial

Dos hechos históricos

El mundial de México 1986 será recordado como uno de los mejores no solo porque Argentina con Maradona salió campeón del mundo, sino por los dos goles más emblemáticos en la historia de los mundiales y por la magia que demostró el 10 dentro de la cancha.

A eso hay que añadirle los títulos que consiguió con el Napoli, un equipo que estaba al borde del descenso y al que terminó llevándolo a ser campeón de la liga en dos oportunidades y de la Copa UEFA en 1989. De hecho, el alcalde de la ciudad de Nápoles confirmó que el estadio del equipo napolitano dejará de llamarse San Paolo y ahora se llamará de ahora en adelante Diego Armando Maradona, en honor a un jugador que 30 años después de vestir dicha camiseta sigue siendo un héroe, entre otros acontecimientos.

Maradona junto a su médico Leopoldo Luque después de su operación a inicios de noviembre. Foto: Diario Uno-

Últimos días  

Diego Armando Maradona, luego de cumplir 60 años, vivió días difíciles. El astro argentino estaba residiendo en San Andrés, un barrio entre Nordelta y el complejo de Villa Nueva, entre Tigre y Escobar. Allí estaba residiendo luego de la operación del coágulo en el cerebro.

Aparte de la recuperación de su operación, Maradona comenzaba con un largo tratamiento para su adicción al alcohol. “Estamos evaluando los detalles para ver los pasos a seguir, lo que sí queda claro es que esto recién comienza y que tenemos que continuar con un tratamiento”, dijo en su momento a la prensa Carlos Díaz, psicólogo y miembro del equipo médico que lo atendió en la clínica Olivos.

Sin embargo, el día de hoy sobre las 11 de la mañana hora colombiana (una de la tarde hora de Argentina) fue confirmada la noticia del fallecimiento de Diego Armando Maradona, como consecuencia de un paro cardíaco.

“La noticia la confirmó su abogado Matías Morla y al lugar llegaron inmediatamente su exesposa, Claudia Villafañe, y sus hijas Dalma y Giannina, quienes viven en el mismo barrio y fueron las primeras en arribar. Más tarde, también se acercaron las hermanas. El primer médico que socorrió a Diego fue un vecino, que integra el equipo médico del Delta Rugby Club. Luego, llegaron patrulleros y pusieron una cinta a unos 50 metros de la casa para evitar las concentraciones”, afirmó el diario El Tiempo.

Se va un grande, un genio, una leyenda, un futbolista que durante toda su carrera tuvo magia, la pelota siempre estuvo en sus pies.

El virtuosismo que alcanzó con la pelota, y que todos admiramos, lo llevó luego a la concepción del juego hasta hacer de la perfección una costumbre. Con esa mirada periférica de lechuza, con la noble elegancia de un mago para engañar y la potencia de un cuatro por cuatro para escapar, con pases sin defectos para asociarse, con tiros letales y con una personalidad napoleónica para afrontar las grandes batallas” así lo describió Jorge Valdano, ex compañero suyo en México 86, en El País.

Maradona campeón del mundo. Foto: Mundo D

Mensajes

Diego Maradona para muchos fue un símbolo, para otros será el mejor jugador de toda la historia del fútbol, y por todo lo que significó, el mundo llora la partida del 10 que brilló en Napoli, Argentinos Juniors, Boca Juniors, Barcelona y la selección Argentina. Clubes de todo el mundo y jugadores como Messi, Cristiano, Falcao han sido algunos de los jugadores que a través de sus redes sociales han dejado ver su tristeza por la ida de Maradona:

  • Lionel Messi: “Un día muy triste para todos los argentinos y para el fútbol. Nos deja pero no se va, porque el Diego es eterno”,
  • Cristiano Ronaldo: “Hoy me despido de un amigo y el mundo se despide de un genio eterno. Uno de los mejores de todos los tiempos. Un mago inigualable. Se va demasiado pronto, pero deja un legado sin límites y un vacío que jamás se llenará. Descansa en paz. NUNCA serás olvidado”,
  • Pelé: “Qué triste noticia. Perdí a un gran amigo y el mundo perdió a una leyenda. Un día espero que podamos jugar juntos a la pelota en el cielo”, Pelé
  • Claudio Caniggia: “Estoy devastado por la noticia, era mi hermano del alma… Espero que sepan entender, no tengo palabras en este momento. Solo quiero decirle a su familia que los acompaño en este dolor”.
  • Radamel Falcao García: “Eterno. Desde muy niño siempre fuiste mi ídolo. Recuerdo que pasaba horas viendo videos tus videos, con la ilusión de algún día ser jugador profesional como tú. Cuando tuve la oportunidad de compartir contigo, me di cuenta de tu gran corazón”.
  • Rene Higuita: “Escribo este mensaje con un nudo en la garganta, el dolor de saber esta terrible noticia, al que fue mi ídolo y amigo. Los locos y diferentes a veces somos incomprendidos… pero guardamos grandes virtudes en el corazón. Buen viaje al más grande de la historia
  • Jorge Valdano: “Aquellos que arrugan el rostro pensando en el último Maradona, con dificultades para caminar, problemas para vocalizar, abrazando a Maduro y haciendo de su vida lo que le daba la gana, harán bien en abandonar esta despedida que abrazará al genio y absolverá al hombre. No van a encontrar un solo reproche porque el futbolista no tenía defectos y el hombre fue una víctima. ¿De quién? De mí o de usted, por ejemplo, que seguramente en algún momento lo elogiamos sin piedad”
  • Diego Latorre: “Tristeza infinita. Murió el fútbol. Gracias por inspirar a todos los futbolistas. Quisimos ser Maradona pero no pudimos. Ojalá que descanses en paz”.

“En ningún lugar fue tan feliz como dentro de una cancha. Ahí tenía una cita con su amor, la pelota, pero también un dominio espectacular de la escena, como si no se sintiera parte de un equipo, sino único. Como un roquero enloqueciendo a la multitud, antes que un futbolista. La seguridad que tenía con la pelota y la superioridad abusiva de su juego, la fue incorporando a su mentalidad hasta que llegó el día fatídico en que el personaje supero a la persona. Era distinto, se sentía distinto y actuaba distinto” finalizó Valdano.

“Se instaló en el panteón de los ilustres de todo, hasta que ese soplo que es la enfermedad le devolvió la realidad como el regalo que el tiempo le hace a un niño que no sabe desde cuándo se fue muriendo. Murió Maradona. El fútbol está vivo gracias a él” lo despidió el escritor español Juan Cruz en el diario Clarín.

Hasta siempre Diego, el fútbol nunca te olvidará y tus genialidades en la cancha jamás serán sepultadas. Q.E.P.D (1960-2020)

Fuente foto principal: Marca Claro Argentina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *