La mala hora de Colombia en la Copa Libertadores

Entre semana, el periodista deportivo Julián Capera manifestó que “desde el título de Atlético Nacional en 2016, la participación de los equipos colombianos en la Copa Libertadores ha sido una vergüenza”, y esa es una realidad que hay que asumir.

Pese a que hace algún tiempo un estudio dejó a la liga colombiana como la quinta mejor del mundo, incluso por encima de la Bundesliga y la Liga Argentina, los resultados a nivel internacional dicen una cosa totalmente diferente. En la jornada de ayer se sortearon los octavos de final de la Copa Libertadores y por segundo año consecutivo no hay presencia de equipos colombianos en esta instancia, mostrando un retroceso notable en los equipos del rentado nacional.

Para entrar en contexto, en el año 2019, Junior de Barranquilla y Deportes Tolima fueron los únicos equipos colombianos que participaron en la Copa Libertadores y ninguno de ellos pudo acceder a los octavos de final.

Y ahora, en la edición del presente año, Independiente Medellín, Junior de Barranquilla y América de Cali dejaron una vez más mal parado al fútbol colombiano: ninguno de ellos pudo acceder a los 16 mejores equipos del continente, y dos de ellos finalizaron coleros de sus grupos.

Así quedaron los octavos de final de la Copa Libertadores, sin equipos colombianos. Foto: Conmebol

El último equipo colombiano que pudo pasar a los octavos de final de la Copa Libertadores fue Atlético Nacional en la edición del 2018, accediendo como primero de su grupo con 10 unidades. Sin embargo, el cuadro ‘verdolaga’, dirigido por Jorge Almirón quedó eliminado en dicha instancia a manos de Atlético Tucumán de Argentina, con un marcador global de 1-2.

Ahora, ¿a qué se debe este retroceso del FPC a nivel internacional? Amaranto Perea, actual entrenador del Junior de Barranquilla, manifestó en rueda de prensa que “nuestra liga no es tan fuerte y nos cuesta competir a nivel internacional”.

El profesor Juan Carlos Osorio, actual técnico de Atlético Nacional, también fue consultado por este tema y dio su opinión sobre la actualidad que vive el FPC a nivel internacional, especialmente en la Copa Libertadores.

“Acá hablamos de la posesión de los equipos españoles y ningún club en Colombia tiene esa característica. Para poner como ejemplo, de 30 goles que pueda tener cualquier equipo, no tiene el 33%, es decir 10 goles, después de una secuencia larga de pases en tercio medio y en campo contrario, desafortunadamente eso en nuestro fútbol no existe. También quisiéramos tener una liga muy dinámica y tampoco la tenemos. Se nota que cuando jugamos a nivel internacional nos falta intensidad”, remarcó el entrenador.

Flamengo 3-1 Junior de Barranquilla. Foto: Futbolred

Junior, con un pequeño consuelo

El miércoles jugó el Junior de Barranquilla ante Flamengo en el estadio Maracaná de Rio de Janeiro. Con suplentes, el equipo brasilero venció al conjunto colombiano por 3-1 y lo dejó tercero en el grupo y con cupo a Copa Sudamericana.

Pese a que perder estaba en los papeles, la cuestión es ¿cómo perdió el Junior en Brasil? En el césped de uno de los estadios históricos del fútbol mundial como lo es el Maracaná, se vio a un equipo colombiano mal parado, jugando muy mal al fútbol y siendo superado notablemente por los suplentes de Flamengo, que tranquilamente pudo haber ganado el partido por más goles de diferencia.

De hecho Mauricio Molina, exjugador de fútbol profesional y actual panelista de ESPN en Colombia, manifestó que en el partido ante Flamengo, “hubo jugadores que caminaron la cancha”, lo que da a entender que fue un equipo con falta de dinámica y jerarquía dentro del terreno de juego. Además, son tan malos los números del Junior a nivel internacional que el cuadro barranquillero no clasifica a octavos de final de Libertadores desde el 2011.

El diario El Tiempo, en su nota “Las razones del fracaso de Junior en la Copa Libertadores”, da algunos ítems por los cuales el club colombiano no pudo acceder a los octavos de final de la Copa Libertadores y uno de ellos es la jerarquía.

“Sin jerarquía: Junior quedó en deuda. No pudo pelearle mano a mano a Flamengo. Pero tampoco a los ecuatorianos, con los que fue irregular. A sus figuras les faltó trascender más, echarse al equipo al hombro y empujarlo. Borja llegó de Palmeiras como contratación estelar, pero no rindió al nivel que se esperaba. Hizo un gol. Así que el equipo no tuvo un líder que sacara adelante al plantel. Viera siempre fue importante en lo suyo, pero su defensa pecó demasiado. Teo, a veces sí y a veces no. Otro que queda en deuda”, remarcó el medio de comunicación.

Por otro lado, el fútbol nos volvió a demostrar que tener la nómina más cara de un país no garantiza tener un buen desempeño no solo a nivel internacional sino también en el ámbito local. Después del cese de actividades por la pandemia, Junior es el club más caro del FPC, con un precio global de 23,33 millones de euros, siendo su jugadores más costosos: Miguel Borja (3,20 mill. €), Didier Moreno (1,70 mill. €) Y Gabriel Fuentes (1,60 mill. €).

Con estos números y con estos jugadores, el club barranquillero no ha podido brillar en la Copa Libertadores y terminó firmando una vez más una presentación precaria. Pese al pobre rendimiento en esta edición terminó encontrando un pequeño consuelo: seguirá compitiendo en la Copa Sudamericana, competencia en la que jugó y perdió la final contra Paranaense en 2018.

Gremio 1-1 América. Foto: Deportes RCN

En un minuto perdió todo

Otro de los equipos colombianos que participó en la Libertadores de este año fue América de Cali. El actual campeón del fútbol profesional colombiano tenía una mínima esperanza de acceder a los octavos de final, pero terminó quedándose sin el pan y sin el queso.

El jueves jugó su último partido ante Gremio y al minuto 100 terminó perdiendo todo. Un penal que pitó el árbitro argentino Rapallini y que convirtió en gol el jugador Diego Souza fue la astilla que dejó a América no solo por fuera de la Libertadores (necesitaba una hazaña para pasar a octavos) sino también de la Copa Sudamericana.

En su nota periodística “Cinco claves del tropiezo del América, que se quedó con manos vacías” , El Tiempo también esgrime algunas de las razones por las cuales se quedó afuera de todo el equipo colombiano. Una de ellas fue la ida de jugadores importantes y otra fue el no saber sostener resultados.

“Desmantelado: América paga el precio de sus decisiones. De haber perdido a jugadores fundamentales como Pisano y Rangel, y no haberlos reemplazado o no haber encontrado cómo reemplazarlos bien. América se quedó sin dos piezas claves, sobre todo sin el goleador Rangel y sus goles sí que los ha extrañado. No sabe cerrar partidos: América peca y paga caro. Porque no es capaz de cerrar los partidos. Le pasó el fin  de semana contra Nacional, luego de hacer un gran partido. Y ahora le pasó en Brasil, cuando ganaba 1-0 y tenía en el bolsillo el cupo a la Copa Sudamericana y se dejó empatar. El DT y los jugadores critican la adición de 11 minutos y los penaltis, y todo eso vale, pero un equipo como América no puede pestañear cuando tiene un botín asegurado. En un descuido daña todo el trabajo”

A pesar de estos dos defectos que fueron claves para que América no avanzara por lo menos a la Copa Sudamericana, el cuadro ‘escarlata’ fue el equipo colombiano que mejor jugó la Libertadores. Ayer se vio un equipo que luchó y corrió durante los 100 minutos de juego, se defendió bien y por un mínimo detalle no terminó consiguiendo el triunfo en suelo brasileño.

Ahora, el cuadro ‘escarlata’ deberá enfocarse plenamente en el campeonato local en el que marcha sexto, y deberá asegurar en las próximas jornadas su clasificación a los play-off.

Libertad 2-4 Independiente Medellín. Foto: Deportes RCN

Finalmente, el Independiente Medellín, que ya hace rato estaba eliminado de todo cerró su participación en Copa Libertadores ganándole en Paraguay a Libertad por 4-2. El ‘Poderoso de la Montaña’ se acordó de ganar tarde en esta competencia internacional y se terminó despidiendo sin pena ni gloria pese a estos los triunfos en las dos últimas fechas. Lo irónico de todo esto es que se fue el profesor Aldo Bobadilla y el equipo comenzó a conseguir resultados que hace un mes no conseguía. Ahora,para el Medellín la tarea será pelear hasta el final para lograr ingresar a los ocho mejores del campeonato colombiano, objetivo que está difícil de conseguir pero no imposible.

Fracaso internacional

Esta Copa Libertadores, que volverá en el mes de noviembre con sus partidos de octavos de final, terminó siendo una vez más la muestra de que el fútbol colombiano no es la quinta mejor liga del mundo y que, en vez de avanzar en términos de competitividad, va para atrás. La participación de los equipos ‘cafeteros’ en esta edición terminó siendo un fracaso y por ahora tendremos que acostumbrarnos a ver mucha presencia colombiana en la Copa Sudamericana, segunda competencia de clubes de la Conmebol.

Así quedó el Fixture de la Copa Sudamericana. Foto: Conmebol

Esta competencia que se reanudará en pocos días tendrá la presencia de cinco equipos colombianos y así quedaron los respectivos cruces: Millonarios Vs. Deportivo Cali / Plaza Colonia de Uruguay Vs. Junior de Barranquilla/ Atlético Nacional Vs. River Plate de Uruguay, y Unión La Calera de Chile Vs. Deportes Tolima

Si bien hay equipos que por nombre e historia son candidatos, como Independiente de Argentina o Sao Pablo de Brasil ¿Es exagerado decir que Colombia es serio candidato para llevarse con uno de sus equipos la Copa Sudamericana? A pesar de que en la Fase Dos de este torneo uno de los equipos colombianos quedará obligatoriamente afuera porque se cruzan entre sí, da la sensación que si el FPC no es protagonista en la Copa Sudamericana, realmente la competitividad de nuestro fútbol quedará más expuesta que nunca y a punto de tocar fondo.

Jhoan Sebastián Salazar

Apasionado por el fútbol y otras disciplinas como el tenis y el automovilismo. Me encanta debatir y opinar sobre temas de actualidad, más aún si es con personas que conocen del tema. Me gusta comentar o narrar cualquier partido de fútbol, independientemente si es para radio, televisión o redes sociales. También me gusta escribir sobre todos los deportes. Director general del Centro de Medios C&C.

View all posts by Jhoan Sebastián Salazar →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *