Primera C del Fútbol Colombiano, ¿Más cerca de volver a ser realidad?

La primera C del Fútbol Profesional Colombiano tuvo vida en el año 1992, cuando se creó un torneo que tenía tres etapas: regional, departamental y una final nacional, de cierta forma parecido al formato de los Juegos Supérate Intercolegiados. El equipo vencedor de la final nacional ascendía a la segunda división del FPC.

En ese proceso nacieron equipos como Expreso Rojo, Deportivo Pasto, La Equidad y Boyacá Chicó (estos tres últimos están actualmente en la primera división). Pero, todo este camino que llevaba la primera C en Colombia se derrumbó en el año 2001. De acuerdo con el periódico El Espectador, “la principal razón fue que los equipos profesionales, al ver que el Real Cartagena podía descender a la Primera C, se valieron de un vacío jurídico para evitarlo y establecer que ninguno de ellos podía bajar a esa categoría”.

Fútbol aficionado en Colombia. Foto: Orange.org

Según el mismo medio, “la sepultura de la Primera C se dio por temas políticos y los vacíos en el reglamento del sistema de competencia escogido. Tras 19 años aparecieron nuevas propuestas desde el fútbol aficionado que están pidiendo pista en la FCF para desarrollar un proyecto que permita volver a darle vida a la tercera división y extenderlo hasta cuarta y quinta categorías e incluso una segunda en la rama femenina. Han sido distintas voces, entre ellas la de Asociación Colombiana de Clubes de Fútbol Aficionado (ACCFA), que ya reúne cerca de 150 instituciones”.

El papel de la ACCFA

En el mes de junio del presente año, ante la evidente falta de apoyo hacia el fútbol aficionado, algunos clubes se unieron y formaron la Asociación Colombiana de Clubes de Fútbol Aficionado (ACCFA), que desde ese entonces tiene como sede la ciudad de Cali. Su presidente Andrés Felipe Guapacha, exjugador de fútbol profesional y abogado especializado en derecho deportivo internacional mencionó en su momento que “la ACCFA surge ante la necesidad que tienen los clubes del fútbol aficionado en Colombia de agremiarse, buscando tener voz y voto en la Federación. Este sector del deporte sustenta un importante componente para la provisión de jugadores al rentado nacional de Dimayor, selecciones Colombia y está siendo desconocido por estas organizaciones”

Actualmente, la ACCFA ya cuenta con más de 150 clubes inscritos de todas las regiones del país y el propósito de la asociación es reivindicar el papel de los clubes aficionados en el fútbol colombiano. Este número de clubes aficionados que confiaron en la ACCFA más lo que no están afiliados cumplirán un papel importante en la creación de la primera C del FPC, ya que son clubes que año tras año sacan jóvenes que tienen el sueño de llegar al fútbol profesional.

Sin avances

Desde el 2001 hasta hoy y después de la aparición de las propuestas que remarca El Espectador, no ha habido un avance significativo en el tema de la creación de la tercera división del fútbol colombiano. De hecho, el pasado mes de septiembre el ministro del Deporte Ernesto Lucena fue enfático y señaló que el fútbol colombiano necesita de una tercera división.

Ernesto Lucena, ministro del deporte. Foto: LA FM

Desde hace mucho tiempo lo vengo diciendo, desde antes de llegar a Coldeportes (hoy Ministerio del Deporte). El fútbol en Colombia tiene que ser de cantera para que los niños de la ‘Colombia marginada’ que sueñan con ser profesionales tengan oportunidades. Lo deben fomentar las instituciones educativas y debemos tener una división de fútbol aficionado más grande y también profesional”, señaló en aquel entonces Lucena.

“Este es uno de los países que más exporta jugadores en el mundo, pero eso ya es un proyecto adelantado; yo quiero que a edades más tempranas salieran del país dado un proceso bueno de canteras con acercamiento de manager extranjeros y así se podría triplicar el talento en el fútbol nacional, comentó el Ministro en su momento en RCN Radio.

La ausencia de una tercera división de fútbol en Colombia no permite que muchos jóvenes que tienen el sueño de ser profesionales lo cumplan. En algunas oportunidades, los únicos que lo logran son los jugadores que están en las divisiones inferiores de los propios equipos, pero no todas las veces dichos futbolistas llegan al fútbol profesional.

Para poner como punto de referencia, dos ejemplos marcan las dos caras de la moneda que viven o pueden llegar a vivir muchos jóvenes que hoy están clubes aficionados o en las divisiones inferiores de los equipos profesionales.

  • Andrés Felipe Amaya, canterano del Atlético Huila fue uno de los grandes protagonistas en el título que logró el equipo en la categoría Sub. 17 en la Copa Nacional Claro, que se disputó en la ciudad de Cali. Eso le permitió seguir avanzando paso a paso en búsqueda del profesionalismo, tanto así que debutó en el cuadro ‘opita’ en el 2017 y hoy en día se encuentra en Internacional de Brasil y hace poco fue llamado a la selección Colombia Sub. 20.
  • Otro ejemplo que marca el polo opuesto es Nicolás Rubiano. Este futbolista que militó en las inferiores del Once Caldas y que ahora se encuentra peleándola en el Huila no ha tenido la oportunidad de consolidarse en la profesional del equipo, pese a las buenas condiciones que mostró en los torneos nacionales Sub. 20.
Club aficionado de Colombia. Foto: Deferente.co

Rubiano habló con Contragolpe y dio su opinión sobre la creación de la tercera categoría. “Es muy importante que se inicie en el fútbol colombiano la tercera división, porque abre muchas puertas, abre comercio, oportunidades para nosotros, para los que estamos en el proceso de jugar fútbol profesional tengamos muchas más oportunidades de presentarnos y darnos a conocer en diferentes equipos”, mencionó el jugador.

La creación de la tercera división en el fútbol colombiano le permitiría y le ayudaría a muchos jóvenes que están en clubes aficionados e inferiores de clubes profesionales a llegar a debutar en el fútbol profesional con más rapidez, teniendo en cuenta que en primera instancia, la idea que ha surgido para la creación de la primera C es que varios clubes de la primera categoría tengan filiales de sus equipos allí y así incentivar la formación de jóvenes jugadores que no tienen espacio en el máximo nivel.

De esta forma, jugadores que están en las inferiores de los equipos podrían jugar en la tercera división, tomar rodaje en el fútbol profesional, ganar cancha y experiencia para cuando les llegue la oportunidad de ser parte del equipo principal. La primera C en el FPC es justa y necesaria.

Iván Duque, presidente de la república. Foto: El País de Cali

¿Luz verde al final del túnel?

Países como Brasil y Argentina, que son potencias del fútbol en Sudamérica, tienen segunda, tercera, cuarta y hasta quinta división, lo que les permite que más jugadores jóvenes desde muy temprana edad puedan experimentar el rodaje en el fútbol profesional. No es casualidad que, según un informe de mayo de 2019, Brasil (1) y Argentina (3) están dentro de los primeros cinco países que más exportan jugadores al fútbol del exterior en todo el mundo.

Un mensaje esperanzador dio en las últimas horas el presidente de la república Iván Duque. El mandatario de todos los colombianos se refirió a la creación de la tercera división del FPC, para que más jóvenes en el país tengan la posibilidad de llegar a la profesional.

“Vemos ciudades como Mosquera con escenarios deportivos de calidad, vemos que la práctica del fútbol está creciendo en ciudades como Mosquera y otras ciudades pequeñas del país como varias en el pacífico que hay apetito de fútbol”, señaló en primera medida.

“Yo le dije al ministro Ernesto Lucena que se siente con el presidente de Dimayor y que nos pongamos en la tarea de construir todo el procedimiento para que en el año 2021 tengamos el nacimiento de la tercera división del fútbol colombiano, que sería la primera C; para generar la búsqueda de nuevos talentos porque es un mensaje para la juventud de nuestro país”, agregó el presidente.

Ante estas palabras del presidente de la república, Contragolpe consultó a Fernando Jaramillo, titular de la División Mayor del Fútbol Profesional Colombiano. El dirigente dio su opinión sobre lo dicho por el mandatario a cerca de la creación o el resurgimiento de la primera C en Colombia. “Esta es una decisión no es tan fácil desde el punto de vista operativo, de estructura, de la Federación (Colombiana de Fútbol), más que la Dimayor y hay que darle un debate muy serio de los pros y los contras que tiene. Definitivamente el fútbol colombiano está viviendo uno de los momentos más difíciles desde el punto de vista financiero, y pues para implementar una categoría se necesitan recursos, estructura, administración. Igual estaremos dispuestos a darle un debate muy profundo a este tema”, señaló Jaramillo.

Pese a que apenas es un pronunciamiento, genera una gran esperanza el mensaje que dio el presidente Iván Duque porque después de mucho tiempo el tema de la primera C en Colombia vuelve a estar en la agenda pública y de darse en 2021 abriría muchas puertas para jóvenes que sueñan con llegar al fútbol profesional, ya sea en el país o en el exterior.

Se espera que a inicios del próximo año, Jaramillo y el ministro Lucena comiencen a tener conversaciones para trazar el camino de lo que sería la tercera división del fútbol profesional colombiano.

Fuente foto principal: Caracol Radio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *